LA SALUD DEL NHORTE. EL ÉBOLA

 ¿Quién no recuerda las alertas por el virus del ébola que se sucedieron en España en el otoño del año 2014? El peligro de que un brote de este virus estallase en Europa puso en alerta todo un dispositivo nunca visto en el país.

El nombre de la enfermedad por el virus del Ebola(EVE) proviene del río Ébola (en la República Democrática del Congo, antigua Zaire), donde fue identificado por primera vez en 1976 durante una epidemia con elevada tasa de mortalidad .Desde entonces, se han presentado varios brotes en África, siendo declarado el del año 2014 como
"Emergencia de salud pública de interés internacional por la Organización Mundial de la Salud" (OMS) con una tasa de mortalidad del 90 %.

No se conoce el origen del virus, pero pruebas actuales indican que murciélagos frugívoros (de la familia Pteropodidae) pueden ser huéspedes.

La enfermedad que produce es una fiebre hemorrágica viral, cuyos síntomas a menudo comienzan con fiebre, dolor de cabeza severo, dolor de garganta, debilidad general, dolor abdominal, diarrea y vómitos. Los síntomas tardíos incluyen hemorragias (internas y externas), insuficiencia orgánica, y muchas veces, la muerte.

La enfermedad del Ébola se transmite a los humanos a través del contacto con un animal huésped infectado vivo o muerto (monos, murciélagos…) y se disemina de persona a persona por el contacto con la sangre, tejidos, secreciones y los fluidos corporales del sujeto infectado, la leche materna y el semen. NO se trasmite por el aire

Los niveles de virus del Ebola siguen siendo altos después de la muerte del sujeto infectado, por lo cual los cadáveres solo deben ser manipulados por personas que vistan equipo de protección personal adecuado y deben ser sepultados de inmediato.

Sin comentarios

Añadir un comentario